El caso que invalida las teorías del contagio y el sistema inmunológico

El caso que invalida las teorías del contagio y el sistema inmunológico

Abby y Britanny nacieron con un solo cuerpo, dos corazones, dos columnas unidas por la pelvis, cuatro pulmones, tres riñones, una caja torácica, un hígado y tres brazos, y de la cintura para abajo, todos los órganos son compartidos, incluyendo el sistema circulatorio, sistema nervioso (parcialmente), el sistema reproductivo, los intestinos y la vejiga.

SiamesasLo que nos hace ahora concentrarnos en sus vidas es que su experiencia de vida tira por la borda la teoría del contagio microbiano y la suposición de que un sistema inmunológico deprimido provocan las enfermedades (la hipotesís del contagio microbiano es considerada como válida desde hace más de 150 años), porque aunque entre ellas pudieran contagiarse, tal como esa la hipótesis en cuestión, generalmente, cuando una se enferma, la otra no lo hace. De hecho, Brittany ha sufrido dos veces neumonía mientras que Abby no. Fue durante una de esas recaídas cuando Abby expresó por primera y última vez su deseo de que fueran separadas. Pero pronto descartó esa idea, prometiendo a Brittany que siempre estarían juntas.

 

La Nueva Medicina Germánica ha logrado establecer que la causa de la neumonía es  provocada la combinación de 2 conflictos biológicos:

  • Un conflicto de derrumbamiento de la existencia que afecta a los túbulos colectores renales
  • combinado con una bronquitis, que es provocada por una amenaza, susto o gran miedo territorial.

En la Nueva Medicina Germánica se sabe que no existe el contagio ni el descenso de función del sistema inmunológico, pues el Dr. Hamer, basado en sus observaciones descubrió que el mal llamado sistema inmunológico en realidad tiene como función, mantener un equilibrio de huéspedes simbiontes con el organismo humano, huéspedes que en su momento ayudan al organismo en las funciones de la resolución de un conflicto. Es en esta fase cuando en la mayoría de los casos se presentan los síntomas de “la enfermedad”.

Estas dos chicas nos demuestran que no es el contagio lo que nos enferma, ni el sistema inmunológico lo que nos protege de no enfermar.

Estas dos chicas nos demuestran que no es el contagio lo que nos enferma, ni el sistema inmunológico el que nos protege de no enfermar.

La causa de la neumonía no son pues los micróbios, sino una combinación de 2 conflictos biológicos que se activan en la psique de la persona cuando suceden eventos:

  1. Inesperados
  2. Altamente traumáticos
  3. Vividos en soledad

Si la teoría de la infección microbiana fuera cierta, tanto Brittany como Abby deberían sufrir siempre las mimas enfermedades, puesto que el supuesto microbio “patógeno” circula por la misma sangre compartida por ambas, pero no es así. Al ser ellas 2 personas que a pesar de compartir algunos órganos, cada una en lo personal tiene:

  • Una personalidad con diferentes intereses o prioridades
  • Formas de reaccionar personales
  • Situaciones o enfoques de vida personales
  • Pensamientos diferentes…

Cada una de ellas puede considerar una vivencia inesperada con diferente enfoque, provocando que un mismo suceso pueda ser para una de ellas un conflicto biológico y para la otra no lo sea.

Una explicación de esto la podemos ver más claramente en el siguiente video, en el que tenemos el ejemplo de como un mismo evento puede afectar de manera diferente a 5 personas que pierden al mismo tiempo y en la misma empresa su fuente de trabajo:

 

Todo esto debe ponernos a pensar con calma que la medicina tradicional debe revisar sus teorías y dejar de defenderlas a capa y espada como dogmas religiosos (puesto que no lo son). También, con la ayuda de la Nueva Medicina Germánica podemos comprobar lo que en todas las demás ciencias exactas ya se sabe: Que la ciencia verdadera se confirma solo en el 100% de los casos.

Bazado en el artículo del sitio web  La NMG Perú

Artículo original:

Las siamesas Abby y Britanny Hensel, que desconciertan a los médicos.

El asombroso caso de las siamesas que hace rever la medicina actual.

http://www.lavidalucida.com/2014/06/el-caso-de-las-siamesas-que-confunde.html